Tratando los Calambres Musculares Naturalmente Durante el Embarazo

Mujer embarazada con calambres musculares

Cómo Tratar los Calambres Musculares Durante el Embarazo

¿Cómo se tratan los calambras musculares durante el embarazo? Es una pregunta común para mujeres embarazadas porque casi el cincuenta por ciento de todas las mujeres embarazadas experimentan calambres musculares durante el embarazo. La mayoría de los calambres musculares durante el embarazo se producen en las piernas, pero no se sorprenda si encuentra espasmos musculares en la espalda, el abdomen, los pies o las manos.

Como una contracción involuntaria, el espasmo muscular o calambre se produce repentinamente y es acompañado a menudo con dolor severo.  La mayoría de mujeres embarazadas reportan que los calambres musculares son experimentados durante la noche.

Usted puede visitar “Calambres Musculares Durante el Embarazo” para saber más sobre los síntomas y las causas de los calambres del músculo mientras embarazda.

Cómo Prevenir los Calambres Musculares Naturalmente Durante el Embarazo

Mujer embarazada que se estira tratando de prevenir calambres del músculo Lo primero que debes hacer es tomar medidas que le ayuda a prevenir los calambres del músculo mientras que usted esta embarazada. Esto se puede lograr mejor mediante los estiramientos, bebiendo mucha agua y obteniendo minerales esenciales como el calcio, el potasio y el magnesio.

Espero que usted tenga éxito en la prevención de los calambres musculares mientras embarazda, pero si usted necesita aliviar el dolor, hay pasos que puede tomar para tratar naturalmente los calambres musculares durante el embarazo: Los Estiramientos: Es importante estirar los músculos antes del ejercicio y  durante largos períodos de tiempo. Sin embargo, también es útil para aliviar el calambre . Masaje: Esto es a menudo el método mayormente utilizado para aliviar un calambre y reducir el dolor. Masajeando el músculo acalambrado y a veces tambíen masajeando los otros músculos alrededor ayuda a quitar el calambre. Añadir Calor: Puede aplicarse calor a los calambres musculares utilizando una almohadilla caliente, una bolsa de tela de arroz calientada en el microondas, o algunos de las almohadillas calientes activadas con aire que son de venta libre/sin receta médica. Sales de Epsom: Un baño caliente puede a menudo aliviar el calambre y el dolor, pero un baño de sal de Epsom es generalmente un poco más eficaz. Esto le ayuda a relajarse y ayuda a aliviar la tensión en los músculos. Hielo en el dolor: Puede envolver hielo de la nevera o utilizar una compresa de hielo y aplica a el músculo adolorido. Este frío a menudo ayuda a quitar el dolor asociado con los calambres del músculo. Combinación: Estirar el músculo y luego masajear con una almohadilla caliente o con una compresa de hielo a menudo trabajan juntos para colectivamente detener los calambres y aliviar el dolor. Si sus calambres musculares siguen siendo frecuentes y no responden al tratamiento anterior, debe comunicarse con su proveedor de atención médica. Es posible que está experimentando una condición médica independiente que necesita atención médica diferente.

Cómo Tratar los Calambres Musculares Durante el Embarazo Cuando lo Natural No Funciona

Pregnant woman getting a massage Es más probable que los remedios naturales mencionados anteriormente se hará cargo de los calambres musculares mientras usted está esperando. Es agradable saber que esta molestia común tiene algunos remedios naturales. Sin embargo, en el caso de los pocos desafortunados que continúan experimentando frecuentes calambres musculares o dolor severo asociado a sus espasmos musculares, puede que necesite más atención médica.

Su médico puede prescribir una vitamina prenatal integral para ayudar a asegurar que está recibiendo los minerales y nutrientes necesarios. Su proveedor tendría que examinar para ver si hay un nervio comprimido o flujo sanguíneo inadecuado. Su médico puede prescribir medicamentos antinflamatorios sin esteroides para reducir o eliminar el dolor.

Compilado usando las siguientes fuentes:

Danforth’s Obstetrics and Gynecology Ninth Ed. Scott, James R., et al, Ch. 1.

MedlinePlus, “Muscle Cramps,” National Institutes of Health, http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/ency/article/003193.htm

Mayo Clinic, Muscle Cramps http://www.mayoclinic.org/diseases-conditions/muscle-cramp/basics/definition/con-20014594

National Library of Medicine, “Use of non-steroidal anti-inflammatory drugs in pregnancy: impact on the fetus and newborn,” http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/22299823